Hans Digital
CDMXComunidad

Corenadr encabeza renovación de Inmueble Histórico en Xochimilco

Con motivo del 36º aniversario de la inclusión de la Zona Lacustre de Xochimilco en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, se llevó a cabo la restauración del histórico Monumento Puente de Urrutia.

Las obras de remodelación fueron posibles gracias a los recursos del programa Altépetl Bienestar de la Comisión de Recursos Naturales y Desarrollo Rural (Corenadr), a cargo de la Ing. Columba López Gutiérrez.

Autoridades locales, ejidatarios, productores y residentes, celebraron la revitalización de este significativo inmueble que data del Porfiriato y simboliza parte de la resistencia e identidad de los pueblos originarios de la región.

El Puente de Urrutia

También conocido como Puente de Apatlaco y situado en el ejido del pueblo de San Gregorio Atlapulco, en la alcaldía Xochimilco, fue erigido a principios del siglo XX por el doctor Aureliano Urrutia, médico personal de Porfirio Díaz y propietario del Rancho de la Luz. Su construcción facilitó el tránsito de los inmigrantes japoneses que laboraban en sus tierras. Este puente, que atraviesa el canal de Apatlaco, uno de los más anchos de Xochimilco, está hecho de hierro y mampostería y posee una banca revestida con azulejos de Talavera. Sin embargo, había sido abandonado y deteriorado con el tiempo, y el canal se había reducido hasta desaparecer.

La restauración del Puente de Urrutia comenzó en 2019, con el objetivo de rescatar el patrimonio histórico del suelo de conservación. La Ing. Columba López, con el apoyo del INAH y la participación activa de ejidatarios, productores y vecinos, desarrollaron un proyecto arquitectónico que respetaba las características originales del inmueble y su entorno.

Los trabajos consistieron en retirar elementos añadidos y dañados, limpiar y reforzar la mampostería, el ladrillo y las vigas metálicas, inyectar las grietas, reintegrar secciones colapsadas, pintar e iluminar el puente, y restaurar y reconstruir las bancas revestidas con azulejos de Talavera.

La entrega del puente restaurado se enmarcó en la celebración del 36º aniversario de la inscripción de la Zona Lacustre del sur de la ciudad en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO. Esta zona, que incluye los canales, chinampas, pueblos y tradiciones de Xochimilco, Tláhuac y Milpa Alta, es el último vestigio de la antigua configuración lacustre de la Ciudad de México y representa un ejemplo único de adaptación humana al medio ambiente.

Related posts

POR CARNAVALES EN TLÁHUAC, ALCALDÍA ACTIVA OPERATIVO ‘FESTIVIDAD SEGURA’

admin

Certificará Corenadr a 409 productores agroecológicos de la CDMX

admin

Programa Cosecha de lluvia, una alternativa para los habitantes de Tláhuac

admin